La Soterraña I El PT y la paja en el ojo

Opinion:

Al PT le falló el oficio político para llevar a Gerardo Fernández Noroña a presidir la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, y para asumir la derrota con la dignidad de quien conoce sus circunstancias. Los petistas pecaron de ingenuos al pensar que los diputados de Morena se doblarían a sus intereses, antes que alinearse con el Presidente Andrés Manuel López Obrador, y sacaron la frustración de su ingenuidad abriendo fuego amigo contra sus aliados electorales.

El coordinador de los diputados petistas en la Cámara Baja, Reginaldo Sandoval, después de su pobre papel en la negociación por la Mesa Directiva del Legislativo pretende lavarse la cara en su propia tierra: Michoacán, dónde han usado medios de comunicación para acusar a sus compañeros morenistas de traidores a la 4T sólo por no haber votado por el polémico Noroña, y hasta por haberse abstenido de votar.

Sin embargo, Reginaldo Sandoval y su gatillero Francisco Huacuz no reparan en que los michoacanos no olvidan que los diputados locales del PT, Brenda Fraga, María Teresa Mora, Baltazar Gaona, y Salvador Arvizu, están alineados con el gobernador Silvano Aureoles Conejo y han votado a favor de varias de sus iniciativas, pero lo que más presente tienen los ciudadanos es que apoyaron la creación de nuevos impuestos y la contratación de más deuda pública; eso si es una verdadera traición a los principios de la 4T.

Es un secreto a voces que la compra de votos para crear nuevos impuestos y contratar más deuda estuvo a la orden del día en el Congreso del Estado este año y el pasado. Ha sido tal el servilismo de algunos diputados con Silvano Aureoles, que incluso terminaron como repartidores de despensas del DIF estatal, y por lo que toca a Brenda Fraga y Tere Mora se les ha visto muy afanosas en el reparto de apoyos del programa alimentario de Gobierno del Estado.

En Morena no se inmutan con la campaña de golpeteo que han desatado los petistas contra los diputados federales de Morena, pues haber frenado a Noroña en su camino a la Mesa Directiva de la Cámara Baja lo ven como un ajuste de cuentas con el PT que, ya insertado en los espacios de poder, solo vela y actúa en razón de sus propios intereses, como ha quedado evidenciado en esta ocasión. Ahora si que las huestes de Reginaldo Sandoval obtuvieron de sus aliados electorales “una sopa de su propio chocolate”.

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *